Aluminio
Más del 92 por ciento del aluminio de los edificios en demolición se recupera en Europa

Madrid, febrero de 2004 (Infoecología)

Infoecologia.- Más del 92 por ciento del aluminio de los edificios europeos en demolición se recupera según un estudio europeo, de la Delft University of Technology (Holanda) para el programa Aluminio para Generaciones Futuras.  El alto valor que adquiere este metal en el mercado de subproductos, junto con un circuito de reciclado eficaz y bien establecido, son las principales razones que impulsan una tasa recuperación tan importante.

 

El estudio, encargado por la Asociación Europea del Aluminio dentro de su programa Aluminio para Generaciones Futuras, se ha realizado investigando “in situ” varios edificios susceptibles de demolición en Francia, Alemania, Italia, España, Holanda y Gran Bretaña. La metodología utilizada por la Universidad de Delft  consistió en visitar los edificios y entrevistar a recuperadores, asociaciones y empresas de derribos y autoridades locales para obtener los datos necesarios para construir modelos informáticos que permitieran realizar el estudio completo.

 

Las principales conclusiones de esta investigación han sido que existe un número importante de toneladas de aluminio en los edificios europeos y que éste se recupera durante la demolición alcanzando una tasa de entre un 92 y un 98%. Gracias a que el aluminio se recicla sin perder calidad y a su alto valor intrínseco, existen múltiples iniciativas interesadas en recuperar este material en los diferentes países europeos. Asimismo, circuitos de reciclado perfectamente establecidos permiten la incorporación del aluminio recuperado en el sistema económico.

 

“El aluminio de la construcción es un recurso muy eficiente pero poco valorado, destacaron los Profesores Udo Boin e Ir. van Houwelingen, expertos en ingeniería del reciclaje de la citada universidad, a la vista de los resultados del estudio-. Representa la garantía de nueva materia prima disponible y de ahorro de energía en beneficio de las futuras generaciones”.

 

Asimismo, esta investigación también ha revelado que la legislación de la UE sobre reciclaje y pureza de los materiales de demolición constituye un importante método de control en los derribos; este hecho, junto a la reducción de espacio para vertederos y al incremento del coste de depositar materiales en los mismos, favorece el aumento del aluminio recuperado y de los beneficios que comporta este proceso como el ahorro de material prima y de energía.

Estás en www.infoecologia.com

web recomendada: www.arteletra.es