Pide que la desalación se haga con energías renovables

CCOO apoya la alternativa del Gobierno al trasvase del Ebro y valora que haga hincapié en una mejor gestión de los regadíos y de la demanda

Madrid, junio de 2004 (Infoecología)

CCOO saluda el plan alternativo del Gobierno al trasvase del Ebro, derogado hoy, porque es más económico y más respetuoso con el medio ambiente, es menos despilafarrador y garantiza los empleos que podrían haberse perdido en el Delta del Ebro de haberse llevado a cabo el trasvase.


La modernización de los regadíos y de la mejor gestión de la demanda ha sido una de las apuestas de CCOO como alternativa al PHN elaborado por el PP. De ahí que CCOO valore que casi la mitad de los 1.058 hectómetros cúbicos de agua que el plan del Gobierno prevé aportar a las zonas afectadas procedan del ahorro.


Con estas medidas y las quince desaladoras previstas, CCOO considera que se cubrirán las necesidades de agua de las zonas afectadas, aunque, para que sean ambientalmente más eficientes y no tengan impacto en el cumplimiento del Protocolo de Kioto, las desaladoras que se van a instalar deberían alimentarse con energías renovables o, en su caso, garantizar la instalación adicional de energías renovables equivalente al consumo de las desaladoras.


Unas y otras actuaciones y medidas deben concretar de inmediato los plazos de ejecución, asegurando así que la alternativa al trasvase es una opción real.


Para CCOO los principales beneficiarios de la alternativa al trasvase van a ser los usuarios, para quienes el coste medio real del agua será menor, y pide que en la ejecución del plan del Gobierno se tenga en cuenta la máxima participación de las organizaciones sociales. También los trabajadores saldrán beneficiados.


“La alternativa del Gobierno es una solución rápida y barata a los problemas del agua y dará más estabilidad y garantías a un desarrollo económico sostenible y, por lo tanto, asegurará que los empleos en las zonas afectadas sean también sostenibles”, afirma Joaquín Nieto, secretario confederal de Medio Ambiente de CCOO.


CCOO, además, quiere hacer un llamamiento a la responsabilidad a las autoridades de Murcia y del País Valenciano. “Les exigimos que respeten los derechos de los trabajadores, quienes no pueden ser obligados –como está ocurriendo ahora- a asistir a los actos convocados por ellos”, dice Nieto. Y añade: “Los responsables institucionales de Murcia y del País Valenciano deben reorientar su actuación hacia el diálogo con el Gobierno para resolver el problema del agua. De lo contrario, pensaremos que están más interesados en crispar y utilizar a la sociedad que en buscar soluciones”.


La Confederación de CCOO manifiesta su apoyo a las organizaciones territoriales de este sindicato en Murcia y el País Valenciano y pide que cesen las hostilidades hacia ellos por mantener posiciones de diálogo.

Estás en www.infoecologia.com