Bosques
12.000 hectáreas de alcornocales de Cádiz y Sevilla obtienen el certificado forestal FSC

Madrid, julio de 2005 (Infoecología)

Infoecologia.- El WWF/Adena ha  felicitado a la Junta de Andalucía por la Certificación Forestal FSC de 12.000 hectáreas de alcornocales en Cádiz y Sevilla y hace un llamamiento a otras administraciones y propietarios privados para seguir este ejemplo.

 

Hoy es un día importante para el monte mediterráneo, pues se otorgan los primeros certificados FSC a la gestión de alcornocales en tres países: Italia, Portugal y España. Esta certificación, ampliamente extendida para madera y productos derivados, servirá para dar a conocer que el alcornocal, el bosque del que se obtiene el corcho que tapa miles de millones de botellas de vino en todo el mundo, se gestiona con los criterios ambientales, sociales y económicos más exigentes.

 

El alcornocal es un ecosistema único que existe sólo en siete países del Mediterráneo Occidental, de los que España y Portugal mantienen la mitad de su superficie. Estos bosques, uno de los más ricos en términos de biodiversidad, albergan algunas de las especies de fauna más amenazadas como el águila imperial, el buitre negro, la cigüeña negra o el lince ibérico. Además, sustentan una economía basada en la extracción del corcho, la ganadería y el aprovechamiento de otros productos como plantas aromáticas o setas, que da trabajo a miles de personas en todo el Mediterráneo. Gestionados adecuadamente, los alcornocales son sin duda uno de los mejores ejemplos de equilibrio entre aprovechamiento de los recursos y conservación de la biodiversidad. Recordemos que el corcho es la corteza del alcornoque que se extrae cada 9 años como mínimo sin necesidad de cortar ningún árbol.

 

Pero actualmente los alcornocales en todo el Mediterráneo están amenazados por el cambio climático, la aplicación de algunas políticas inadecuadas, una gestión inadecuada o los cambios en el mercado del tapón, que se está viendo invadido por tapones de materiales artificiales, mucho más perjudiciales para el medio ambiente. Por ello WWF/Adena lanzó en 2004 un Programa Internacional para la Conservación de los Alcornocales, uno de cuyos objetivos es mejorar la gestión de estos bosques, promoviendo la certificación FSC.

 

“Los mercados grandes consumidores de vino, como Reino Unido o Estados Unidos, están exigiendo garantías de sostenibilidad y seriedad a los productores de corcho y la certificación FSC puede ayudar de forma decisiva a mejorar su imagen” asegura Raquel Gómez, responsable del Programa Forestal de WWF/Adena. “Por eso animamos a propietarios y gestores a conseguir la certificación FSC. De esta manera, al tiempo que se asegura la conservación del alcornocal, se estará promoviendo el corcho como producto natural, renovable y respetuoso con el medio ambiente, sin cuya explotación racional, seguramente los alcornocales de muchas regiones desaparecerían”.

NOTAS 

  1. La certificación forestal FSC es un sistema de inspección del bosque realizada por entidades independientes acreditadas que garantiza que la gestión forestal se hace conforme a criterios ambientales, sociales y económicos acordados por los principales grupos de interés y reconocidos mundialmente. Los productos que salen del bosque certificado (corcho, madera, resina...) deben ser sometidos a un seguimiento (la Cadena de Custodia) para poder ser vendidos con la marca registrada del FSC. Actualmente existen varias fábricas de transformación de corcho en Portugal de la empresa Amorim que dispone de dicho certificado de Cadena de Custodia.

 

2. El Forest Stewardship Council (FSC) o Consejo de Administración Forestal es una organización internacional independiente, no gubernamental y sin ánimo de lucro que se constituyó en Toronto (Canadá) en 1993 para promover la gestión forestal ambientalmente responsable, socialmente beneficiosa y económicamente viable de los bosques de nuestro planeta.  El FSC es el único sistema de certificación forestal que está basado en el equilibrio de intereses sociales, ambientales y económicos, tanto a escala global como local, y cimentado sobre los principios de participación social, verificación independiente y transparencia. Sus miembros son representantes de la industria, ONG, selvicultores, grupos indígenas, etc. de países del Norte y del Sur y su objetivo es promover una gestión forestal económicamente viable, socialmente beneficiosa y ambientalmente responsable en los bosques de todo el mundo. El FSC ha certificado 53 millones de hectáreas de superficie forestal y más de 3.500 cadenas de transformación de productos en todo el mundo.

3. Producción de corcho en España, Portugal e Italia

España

- Superficie de alcornocales: 725.000 has (240.000 en Andalucía)

- Producción de Andalucía : 50.000 tons anuales, equivalente a:

- 60% de la producción nacional
- 14% de la producción mundial

Portugal

- Superficie de alcornocales: 860.000 ha

- Producción de corcho: una media de 137.000 tons anuales, lo que significa:

- 57% de la producción mundial

- 60% de la producción de productos derivados del corcho

- 82% de las exportaciones mundiales de productos de corcho

- 77% de las exportaciones mundiales de productos transformados de corcho

Cerdeña

- Superficie de alcornocales: 89.209 ha

- Producción de corcho: 17.000 tons anuales

Estás en www.infoecologia.com